¿Qué es el acero inoxidable?

El acero inoxidable es el nombre genérico que reciben un determinado número de aceros utilizados principalmente debido a su resistencia a la corrosión. Todos los aceros inoxidables tienen en común que presentan un porcentaje mínimo de cromo del 10,5%. Este elemento reacciona con el oxígeno del aire formando una capa superficial formada por un complejo de óxido de cromo que es invisible, pero resulta lo suficientemente fuerte como para evitar que más oxígeno “manche” (oxidando) la superficie.

La película en sí es extremadamente delgada, de unos 130 Angstroms y un angstrom es un millonésimo de centímetro. Esta capa se describe como pasiva (no reacciona o no influye en otros materiales), tenaz (se adhiere a la capa de acero y no se transfiere a otra parte) y renovable (si está dañada, más cromo del acero queda expuesto al aire y forma más óxido de cromo).

Esto significa que durante un período de años un cuchillo de acero inoxidable, literalmente, permanece sin desgastarse por el uso diario y seguirá siendo inoxidable. Los niveles más altos de cromo y la adición de otros elementos de aleación tales como níquel y molibdeno mejoran esta capa superficial y mejoran su resistencia a la corrosión del material inoxidable. El cromo es siempre el factor decisivo, aunque se agregan otros elementos, particularmente níquel y molibdeno, para mejorar su resistencia a la corrosión.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *